Fallece Canek, el nieto rebelde del Che

Portada del número 24 de la revista Cuba Nuestra donde aparece una entrevista con Canek Sánchez Guevara, a partir de esta edición y hasta la última edición impresa -la revista se mantiene en formato digital- Canek se encargará de su diseño. Usted puede acceder a la entrevista pinchando la imagen y ojeando hasta la página 65.

Portada del número 24 de la revista Cuba Nuestra donde aparece una entrevista con Canek Sánchez Guevara, a partir de esta edición y hasta la última edición impresa -la revista se mantiene en formato digital- Canek se encargará de su diseño. Usted puede acceder a la entrevista pinchando la imagen y hojeando hasta la página 65.

Informa el periódico El Universal de México que el escritor y diseñador Canek, Sánchez Guevara nieto de Ernesto Guevara, falleció este martes en Ciudad México, a causa de una cirugía cardiovascular.

Canek fue un gran colaborador de Cuba Nuestra a quien debemos los diseños de sus últimas ediciones impresas.
Desde aquí reclamamos que se investigue esta defunción demasiado temprana a la vez que nos despedimos de este amigo, aunque parezca extraño con un “Salud y anarquía”.

Foto de Canek publicada en su página de Facebook.

Foto de Canek publicada en su página de Facebook.

Descansa en Paz Canek, nunca olvidaremos tus aporte siempre idealistas a nuestra revista.

Consulte alguno de los números de Cuba Nuestra diseñados por Canek Sánchez Guevara pinchando aquí

Se nos ha marchado Carmen Gamoneda

http://www.eu93.net/archivos/Carmen%20Gomoneda.jpg
Carmen Gamoneda Artiles.

El 31 de diciembre de 2014 falleció en Miami, nuestra colaboradora, y ex profesora de Educación Física, Carmen Gamoneda, viuda de Caiñas.
Hizo sus primeros pininos como cronista en nuestra publicación para muy pronto ser solicitada por otras revistas. Seguros estamos que desde allá, en su merecido cielo nos seguirá escribiendo como sólo los ángeles de la guarda pueden hacerlo.
En paz descanse querida amiga.

Redacción de Cuba Nuestra

Los números de 2014

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2014 de este blog.

Aquí hay un extracto:

Un teleférico de San Francisco puede contener 60 personas. Este blog fue visto por 1.100 veces en 2014. Si el blog fue un teleférico, se necesitarían alrededor de 18 viajes para llevar tantas personas.

Haz click para ver el reporte completo.

La Constitución que necesitamos

Encuentro en respaldo a Consenso Constitucional que tuvo lugar el 19 de julio de 2014 en el salón GC-140 del Graham Center de la Universidad Internacional de la Florida.

“La Cámara no podrá atacar las libertades de culto, imprenta, reunión pacífica, enseñanza y petición, ni derecho alguno inalienable del Pueblo.”
Art. 28 de la Constitución votada en el pueblo libre de Guáimaro, Cuba, el 10 de Abril de 1869

A partir de nuestra experiencia como redactores de la primera publicación independiente cubana en Europa; la revista Digital Cuba Nuestra, editada en Suecia, en la que colaboran no sólo compatriotas radicados en diversas partes del mundo, sino personas de otras nacionalidades, que nos ayudan a comprender los grandes retos globales a los que también se enfrenta el país de nuestro nacimiento; se nos ocurren varias ideas que deberían ser reflejadas de algún modo en nuestra Carta Magna.
Ellos redundarían en el bienestar de los cubanos, siempre y cuando se den dos condiciones fundamentales: una; la de que el Estado cumpla a rajatabla sus propias leyes, comenzando por la principal, dos; que el Parlamento sea realmente del pueblo; no solamente de nombre como ocurre hoy, sino de hecho, convirtiéndose la Asamblea en el foro donde ejerza su soberanía la nación, donde nazca y se controle, en nombre del pueblo al gobierno, que sea ella un espacio para legislar, sin élites dominantes en las sombras, ni minorías oprimidas por una comunidad mayor.
Necesitamos una Ley Fundamental que desde el punto de vista formal y material independice el poder legislativo, el ejecutivo y el judicial, a la vez que garantice la existencia de una cuarta instancia de equilibrio la de la opinión pública. Para ello es necesario actualizar el Artículo 28 de la Constitución de Guáimaro; esto se conseguiría través de tres leyes adicionales; una de Libertad de Prensa, otra de Libertad de Expresión (como las que existen por ejemplo en la Constitución sueca) y una tercera, de Trasparencia, que permita la fiscalización ciudadana de todo cuando se cuece en las instituciones públicas; Gobierno, Ministerios, Tribunales, etcétera.
Necesitamos una Ley Fundamental que en la fuga del unipartidismo no nos haga encallar en el mal de las partidocracias, que a la vez que proteja la formación de auténticas plataformas para defender ideas, visiones y sanos intereses, impida en los terrenos baldíos de la nueva democracia, la multiplicación, como hongos, de aparatoso ideológicos convertidos en medios de vidas para demagogos y burócratas; instrumentos de lobbistas que corrompen con su dinero la materialización de la voluntad electoral, cuando no son marionetas de la función que hipnotiza a la ciudadanía mientras se le escapan de las manos las riendas de la vida política.
Y siguiendo la anterior idea, necesitamos una Ley Fundamental que coloque al Estado al servicio del individuo y no al revés como ocurre hoy con el caso cubano, que permita al ciudadano su participación directa e indirecta en cualquier instancia de la administración, supervisando a nivel local, provincial o nacional, la acción de representantes, funcionarios y especialistas públicos para los que no existirá jamás la palabra impunidad.
Se trata de recuperar la centralidad del ciudadano, sin caer en la visión atomizadora del individuo, esa que ha logrado imponerse en las sociedades occidentales, contraponiendo la persona, no al poder, sino a la pareja, al padre, al hijo y en general al núcleo central de todo sociedad que es la familia.
Es con respeto a esa célula reproductora, en cuyo seno nacen, se educan y encuentran sus mejores apoyos el hombre y la mujer, que ha de marchar, a contracorriente del mundo actual, la nueva Constitución: defendiendo a capa y espada la institución familiar.

Necesitamos una Constitución que impida el trato discriminatorio de los individuos en base a la apariencia, el pensamiento, la condición económica o el sexo, que convierta en irrelevantes tales particularidades del a la hora de su interacción social, y así convertir de una vez y para siempre en obsoletas la guerras de sexo clase o color.
Y en su afán de justicia, la nueva Constitución, ha de ir más allá que todas las vigentes, colocando en pie de igualdad, en lo que a la defensa de los derechos humanos se refiere, a todo el que pisa nuestro suelo, lo mismo si es un nativo que un extranjero. Es lo menos que puede demandar quien sintió carne propia la tragedia de emigrar.
Para terminar; hagamos la Constitución que salve a nuestra tierra de los signos que ha sufrido, de los extremismos del colectivismo y el individualismo, del imperialismo y el nacionalismo, del Estado y el mercado.
Así, codificando la hechura de nuestra felicidad daremos la última lección de los cubanos a la humanidad.
Redacción Cuba Nuestra
Miami, 19 de julio de 2014.

Banderas en en el Centro Graham de la Universidad Internacional de La Florida.

Banderas en en el Centro Graham de la Universidad Internacional de La Florida.

*Comunicado enviado Carlos Manuel Estefanía, en nombre de la redacción de Cuba Nuestra, a la comisión organizadora del encuentro en respaldo a Consenso Constitucional que tuvo lugar el 19 de julio de 2014 en el salón GC-140 del Graham Center de la Universidad Internacional de la Florida.

Cuando un colega se va…

Francesco Alonzo. Foto: Germán Díaz Guerra

Francesco Alonzo. Foto: Germán Díaz Guerra

En la tarde del martes 27 de agosto llegó a la redacción de la revista Cuba Nuestra la triste noticia del fallecimiento de Francesco Saverio Alonzo, en Estocolmo, capital de Suecia. Francesco se le reconoce como destacado periodista y miembro por muchos años de la directiva de PROFOCA, Asociación de Corresponsales Extranjeros de Suecia. Desde la redacción de Cuba Nuestra transmitimos a los familiares y amigos de Francesco nuestras condolencias por esta perdida irreparable.

La muerte de Francesco Alonzo es también una perdida para el periodismo en Suecia, y llena de luto a Cuba Nuestra. Recordaremos siempre a Francesco Alonzo por el apoyo y la solidaridad que brindó a los periodistas de Cuba Nuestra.

La actividad de las letras de Francesco Alonzo se extendió también a la literatura, publicando libros. Uno de esos libros se encontraba en el momento de su muerte en una de las editoriales de Suecia, conocida por Norstedts, en proceso de publicación.

Pidamos por el eterno descanso de Francesco Saverio Alonzo, para que el Señor lo tenga en su presencia, y lo llene de amor y misericordia. Qué el Señor esté junto a los familiares y amigos para que les acompañé en tan irreparable perdida. Qué el Señor haga brillar la luz de su rostro sobre el alma de Francesco Alonzo.

Modig frente al reto Carromero: “Donde dije digo, digo Diego”

Aron Modig, sentado como uno más dentro del público que asistía al seminario "¿Los cambios en Cuba, el fraude o la reforma genuina?, desarrollado en el edificio del Parlamento Sueco, el 5 de marzo de 2013. Foto: Garmán Díaz Guerra.

Aron Modig sentado como uno más dentro del público que asistía al seminario “¿Los cambios en Cuba, el fraude o la reforma genuina?, desarrollado en el edificio del Parlamento Sueco, el 5 de marzo de 2013. Foto: Garmán Díaz Guerra.

En días recientes, Annika Rigo, Secretaria General del Centro Democristiano Internacional y Jonathan Lindgren, su encargado de prensa, enviaron a los periodistas acreditados en Estocolmo una invitación para que participasen en una rueda de prensa con Rosa Maria, la hija de Oswaldo Payá, así como con Regis Iglesias, Portavoz del Movimiento Cristiano Liberación.

Durante su encuentro con los medios, Rosa María Payá habló de los indicios que tenía de que la muerte de su padre no se debió a un accidente. Entre otros elementos, mencionó los mensajes enviados desde Estocolmo que decían que el auto donde viajaba su padre había sido sacado de la carretera. Habló de su entrevista con Ángel Carromero en Madrid y que le confirmó la tesis de que no se trató de un accidente.

Un día después, también dentro del recinto parlamentario y con la presencia de los dos cubanos, tendría lugar una ceremonia conmemorativa dedicada a la figura de Oswaldo Payá, que sería precedida de un seminario titulado “¿Los cambios en Cuba, el fraude o la reforma genuina?

Unos minutos antes del inicio del evento, cuando Rosa María preparaba su presentación; uno de los redactores de Cuba Nuestra se acercó a la muchacha para indagar por qué Carromero no hacía pública las declaraciones que le habían transmitido a ella. La joven respondió que eso habría que preguntárselo a él, es decir al infortunado españolito.

Una vez comenzada la sección de preguntas del público, preguntamos, entre otras cuestiones, a Rosa María Payá, si había conseguido de Arón Modig, lo mismo que de Carromero.

La joven opositora, afirmó, en primer lugar que ella no había conseguido nada, simplemente que habia conversado con los soberviviente, entiéndase Ángel Carromero y Aron Modig, confirmando con ellos, las informaciones que ya tenía, de que lo acontecido no fue un accidente. Rosa María asegura que converso sinceramente con Carromero y lo mismo ocurrió con Aron ” aunque él tiene menos memoria de lo ocurrido”.

Respetando el derecho o la modestia de Rosa María de no considerarse la causa del cambio de declaracioones de Carromero, no nos quedara mas remedio que apelar a la “sincronicidad” para comprender, la relación entre su encuentro con el político Español y el cambio radical de sus versiones.
El mismo concepto jungiano puede servirnos para explicar el hecho de que ese mismo día en que ella nos recomendaba entrevistar al acusado en La Habana de matar a su padre, el Washington Post publicara en su sitio web, el artículo “Ángel Carromero on the crash that killed Cuba’s Oswaldo Payá”, el texto ha sido publicado en español por el Miami Herald bjo el título de Caso Payá: Carromero confirma que un auto los embistió en Cuba. Aquí el dirigente juvenil de PP, Carromero reconocía que cuando conoció a Rosa María no pudo seguir ocultando la verdad. Explicando con lujos de detalles como fue obligado en Cuba a cambiar su versión de los hechos. Y que aún estando en España sigue recibiendo amenazas de muerte.

Con tales precedentes, vale la pena hacernos la pregunta, de hasta qué punto es verdadera la desmemoria de Aron Modig y si no habría sido sometido a los mismos chantajes sufrido por su compañero en la aventura cubana.

Por otra parte, llama la atención que el intercambio de mensajes entre Modig y Suecia, sólo se haya hecho público de manera fragmentada, censurada y casi sin traducir en la página en español del MCL.

La opinión pública sueca debe exigir en primer lugar la publicación integra de este valioso documento, y en segundo una investigación rigurosa sobre los motivos del olvido de Modig. El pueblo sueco tiene derecho a saber, si en el caso de esta ex figura política que tanto comprometio la solidaridad auténtica con Cuba, hubo o no presiones como las que ahora denuncia Carromero.

Y no debería dejar de resultarle extraño a la prensa del país escandinavo que habiendo sido Modig el último en ver con vida a Oswaldo Payá, se mantuvo apartado de la tribuna el día del seminario. Fue como si con su relego y olvido, con su exclusión de la lista de oradores se intentara ocultar un pecado.

Jakob Forssmed,Secretario de Estado en la Oficina del Primer Ministro, habla de su amistad personal con Oswaldo Payá durante el memorial dedicado al líder opositor cubano en el Parlamento de Suecia el 5 de marzo de 2013. Sentados frente a él; Regis Iglesias y Rosa María Payá. Foto: Carlos. M. Estefanía

Jakob Forssmed,Secretario de Estado en la Oficina del Primer Ministro, habla de su amistad personal con Oswaldo Payá durante el memorial dedicado al líder opositor cubano en el Parlamento de Suecia el 5 de marzo de 2013.Foto: Carlos. M. Estefanía

Inviten a Rosa María Payá a Suecia

Rosa María Payá, la hija de Oswaldo Payá, ha recibido al fin el permisos de salida por las autoridades cubanas. Se levanta la prohibición de abandonar la isla que el año pasado le impidió a la joven viajar a Chile, donde se había ganado una de estudios en la Universidad Miguel de Cervantes, Centro Docente vinculado a la Democracia Cristiana.

La hija del extinto disidente, quien ha solicitado la creación de comisión internacional para investigar los hechos que dieron lugar a la muerte de su padre ya se encuentra en Madrid, desde donde viajará posteriormente a Ginebra (Suiza) para participar en un foro sobre derechos humanos.

Para el 20 de febrero, la joven Payá volverá a Madrid, con el objetivo de entrevistarse con Ángel Carromero, el joven dirigente de Nuevas Generaciones del Partido Popular que fue testigo de la muerte de su padre.

El Partido Demócrata Cristiano sueco, en especial su sección inrernacional que tanto trabajó para respaldar las iniciativas del MCL, debería aprovechar el ínterin e invitar a Suecia a la opositora cubana, sería una manera de respaldar esfuerzos por el establecimiento de la verdad en torno a la extraña muerte de Oswaldo Payá, un objetivo que pasa inevitablemente por el encuentro de Rosa María y el otro testigo del acontecimiento, Aron Modig, recientemente liberado de su cargo al frente de la Juventud Democristiana del país escandinavo.

Rosa María tiene derecho a interpelar a Modig, sobre los últimos instantes de la vida del líder del Movimiento Cristiano Liberación y comprobar, mirándole a la cara si de verdad es por su mala memoria que el sueco no se atreve a detallar el modo en que perdió la vida aquel “Padre Fundador” de la nueva democracia cubana.